Consejos para administrar mejor tu empresa con un ERP

Un software ERP es una herramienta informática que puede implementar notablemente el rendimiento y eficiencia de una empresa gracias a un control más exhaustivo de los datos que esta genera así como de la mejora de la calidad de las decisiones gracias a ello. En este sentido, la empresa valenciana Geinfor.com es una de las punteras a nivel global y sin duda una de las más completas y solventes de nuestro país a la hora de ofrecer este tipo de software para cualquier empresa independientemente de su tamaño y características gracias precisamente a que ofrecen soluciones adaptadas a las necesidades de cada negocio. A continuación te ofrecemos algunos consejos para mejorar el rendimiento de tu empresa a través de un software ERP.

5 Consejos para mejorar el rendimiento de tu empresa a través de un software ERP

1.- Fase previa: elegir el software ERP adecuado para tu empresa

Como hemos dicho, un software ERP es una herramienta informática que nos da la posibilidad de sistematizar y centralizar en un dispositivo todos los datos producidos por una planta de producción de bienes o servicios. Esto se debe en gran parte a que posee naturaleza modular, lo que quiere decir que puede montarse por bloques. Ello supone que podemos hacer un software ERP adaptado a las propias características de nuestro sector, nuestro nicho de mercado y de nuestra propia empresa. 

Por lo mismo, es fundamental escoger bien nuestro software ERP como paso previo para que pueda servirnos de ayuda. Para ello, primero de todo debemos tener en cuenta las necesidades de nuestra empresa. Esto está relacionado con su tamaño, actividad, volumen de plantilla, número de departamentos y cantidad de funciones a realizar. Para elegir un software correctamente debemos tener en cuenta dichos factores y, al mismo tiempo, prever que la plantilla que va a emplearlo debe contar con una formación concreta para poder manejarlo. Igualmente, siempre es beneficioso contar con una empresa de software ERP experimentada y que pueda aportar referencias de haber trabajado con diferentes empresas de diversos sectores. 

2.- Implementarlo con eficacia

Como hemos dicho, la formación y accesibilidad de nuestra plantilla o de nosotros mismos como cargos de gestión es importante a la hora de implementar un software ERP. Es por ello que el segundo paso consiste en implementar su servicio de la forma más eficaz posible. Todos los departamentos, inventarios y variables relacionadas con la distribución y producción de nuestra empresa deben ser introducidos en nuestro software.

Cuanto más integrado esté el proceso productivo más eficaz será la tarea de nuestro software. De hecho, este segundo paso incluye el de sacar el máximo partido a una herramienta diseñada precisamente para llevar a cabo un control mucho más exhaustivo y en tiempo real de todas las variables involucradas en la actividad de la empresa.

3.- Automatizar procesos

Un software ERP nos da la posibilidad de automatizar gran parte de los procesos de nuestra empresa. Eso quiere decir que, junto a la mejora en la calidad de las decisiones, también podemos conseguir una mayor eficacia en la comunicación de órdenes y una perspectiva mucho más completa y en tiempo real de las actividades de la empresa. Por ello, debemos beneficiarnos de su capacidad de establecer procesos automáticos para poder ahorrar tiempo en nuestra labor y, de paso, poder mejorar el rendimiento anticipándonos a las necesidades de la empresa y sus trabajadores. 

4.- Seguimiento

Es muy importante llevar a cabo un seguimiento periódico de las actividades y funciones de nuestro software ERP para que este sea eficaz y operativo a lo largo del tiempo. Debemos supervisar que efectivamente las órdenes sean coherentes con la situación presente de la empresa y que el flujo de datos vaya completándose y actualizándose según cambios que pueden suceder como consecuencia de la estacionalidad, las necesidades de los clientes o la propia actividad de otras empresas colaboradoras como los propios proveedores.

Igualmente, para sacarle el máximo partido a nuestro software ERP debemos llevar a cabo su seguimiento para introducir nuevas variables si fuera necesario y para poder detectar errores en cualquiera de las cadenas empresariales. Esta es de hecho otra de las ventajas de un software ERP que no podemos pasar por alto: nos ayuda a dar una detectar errores y darles respuesta de una forma más rápida.

5.- Actualizar según el crecimiento

Otra de las ventajas añadidas que debemos tener en cuenta para hacer un correcto uso de nuestro ERP es que nuestra empresa, como consecuencia de los beneficios que aporte, con toda probabilidad iniciará su crecimiento. La naturaleza modular de un software ERP también se muestra ventajosa a la hora de permitirnos implementar el tamaño de sus funciones y “bloques” según se da un crecimiento de la compañía.

Por ello, debemos hacer que nuestro software vaya incorporando un mayor volumen de variables y prestaciones según nuestra propia empresa crece para que su lectura de la situación siga siendo precisa y, al mismo tiempo, para que su ayuda y eficacia esté siempre presente a lo largo del tiempo.