Viernes, 23 de Junio de 2017

Oportunidad de negocio: Comercio ¿Si o No?

imagen del post

Compártelo

Los tiempos de crisis han obligado a muchas personas a replantearse su situación laboral empezando en muchos casos desde 0. La idea de abrir un nuevo negocio es una alternativa que se puede plantear como una oportunidad, pero no deben dejarse pasar los posibles riesgos que implica la apertura de un comercio y que cosas debemos de tener en cuenta antes de embarcarnos en esta nueva aventura.

En primer lugar hay que tener en cuenta que la apertura de un nuevo comercio conlleva una serie de gastos y de riesgos que no todos los nuevos emprendedores pueden asumir. Parte de estos riesgos implican una gran responsabilidad a la hora de elegir el tipo de mercado, la ubicación, la demanda existente o los productos en los cuáles queremos centrar nuestra actividad.

El alquiler o la compra de un local, mobiliario, licencias y permisos de apertura… todo ello conlleva una fuerte inversión inicial que debemos ser capaces de recuperar una vez iniciada la actividad de nuestro comercio con el fin de generar beneficios y tener la certeza de que nuestro negocio es rentable.

Por otro lado conviene establecer una amplia red de clientes y proveedores a los cuales debemos transmitirles la suficiente confianza cumpliendo con los plazos que se establezcan y asumiendo responsabilidades.

A todo ello hay que sumarle la fuerte estabilidad emocional que se necesita para afrontar los problemas y adversidades que pueden surgir en el desarrollo de nuestra nueva actividad laboral. Mantener la cabeza fría y saber tomar decisiones importantes en el momento adecuado es una cualidad que no debe faltar a la hora de dirigir un negocio.

Conviene fijar metas que sean fácilmente realizables a corto plazo con el fin de generar una motivación que nos impulse a imponernos objetivos cada vez más ambiciosos a largo plazo, de esta forma ayudaremos a que nuestro comercio comience a expandirse y alcancemos el éxito esperado.

Antes de tomar una decisión acerca de iniciarnos o no en una actividad empresarial de este tipo conviene hacer un estudio previo que nos garantice la viabilidad o no del mismo, y que nos ayude a afianzar cuales deben de ser las directrices a seguir y los pasos más importantes para asegurar el éxito de nuestra nueva empresa. Una forma de saber que garantías tenemos de que nuestro negocio prospere consiste en realizar una prueba mediante encuestas o experimentos sobre la posible aceptación que tendrían nuestros servicios en los clientes. De esta forma conoceremos los puntos a mejorar y las posibilidades con las que contamos.

Todo gran negocio ha comenzado desde abajo, mantén la perseverancia necesaria y tendrás más posibilidades de conseguir el éxito.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
CAPTCHA
Esta pregunta se hace para impedir el envío automatizado de mensajes basura.
CAPTCHA de imagen
Escriba los carácteres que aparecen en la imagen.

© 2014 www.comercionista.com